desapego

Somos adultos viviendo como niños

En la niñez empezamos a desarrollar creencias que despiertan un miedo atroz a no poder sobrevivir sin la madre.
(Creencias que no son ciertas porque muchos niños sobreviven sin una madre).

Estas creencias se instalan en nuestro cuerpo, llevándonos a vivir con un gran miedo dentro de nosotros y, posteriormente, proyectándolo en nuestras relaciones.
Así que de adultos vivimos lo mismo, nos relacionamos con el otro como lo hacíamos con nuestra madre: con apego, miedo e inseguridad.
La búsqueda de aprobación se acentúa, fracaso tras fracaso.
Ahí algo falla.

Con el tiempo muchas personas llegan a comprender que vivir apegados no es una forma sana de amar. Pero algunos, lamentablemente viajan hacia el otro lado.
Se vuelven “desapegados” .
Creo que tenemos una idea distorsionada del desapego. Desapego es entender que no te necesito para ser feliz, no es -no implicarme. No es -no vincularme.
Porque sino, convertimos el juego del amor en un escapar más, es decir, en otra forma más de dependencia emocional encubierta, y en otra manera moderna de protegerse.

Se trata de no necesitar al otro, y la vez atreverse a intimar, a confiar y a vincularse.
No te necesito sin embargo quiero compartir contigo.

ELMA

https://elmaroura.com/salir-del-sufrimiento/talleres/de-la-dependencia-emocional-al-amor/