Emma de “Regreso al hogar” entrevista a Elma

Elma Roura

 

LA MENTE RESPONDE

¿Podemos sentir Paz pero a la vez no sentirnos felices, porque nos sigue faltando “algo”? ¿Qué es lo que nos falta (o nos sobra…) cuando llegamos a ese estado?

El pensamiento de “me sigue faltando algo” es lo que hace que no sientas ese gozo interior, esa felicidad. Así que lo único que hace falta es cuestionar ese pensamiento. Sin la historia de un futuro nada sobra, nada falta.

¿Existe el Ego o sólo es una creencia más que nuestra mente ha creado para separarnos de nosotros, para distraernos de nuestro presente, de nuestra vida, de nuestro día a día, de nuestro sentir? Es como estar educando, conociendo, abrazando, amando, gastando energía en un amigo invisible que sabemos que no es real. ¿Qué sentido tiene aprender a andar en bicicleta si no tenemos ninguna? ¿No es otra de las trampas “espirituales” en las que hemos caído? ¿Se puede “eliminar” el ego únicamente dejando de creer en él?

En el momento en que te identificas con la mente, el ego parece muy real, aunque no lo sea. Así que por mucho que sepamos la teoría hasta que no haya una desidentificación no podemos experimentar esto como tal. En realidad, no hay nada que eliminar. Los pensamientos suceden. Vivimos en esta mente, la única diferencia es si nos la creemos o no. La única trampa espiritual que hay es querer eliminar el ego.

¿Es imprescindible, inevitable, sufrir para aprender a dejar de sufrir? 

Cuando el sufrimiento sucede es inevitable y el sufrimiento es necesario. Pero para aprender a dejar de sufrir no es necesario sufrir si no estás sufriendo. Solo lo que sucede es necesario. Si no sucede, ya no lo es.

Si “sólo sé que no sé nada” y cuanto más Consciente me hago menos “me sé”, ¿el dudar de todo y de todos (yo incluida…) es lo más sabio que puedo hacer o lo más cobarde? ¿Por qué? 

Lo más sabio es dudar, cuestionar todo aquello que nos limita. Con eso ya tenemos mucho trabajo.

Si para Recordar quién soy es necesaria la dualidad y para Olvidarme es necesario estar en Unidad, en ese AMOR INCONDICIONAL, ¿es una utopía el Regreso al Hogar de manera eterna ya que todo es un proceso cíclico de experimentación (recuerdo-olvido-recuerdo-olvido)? Entonces, si somos impermanentes, si nuestro principio es a la vez nuestro final, si nunca nos quedamos “en casa”, ¿cuál es nuestro verdadero Hogar?

Ya estamos en el Hogar, seas consciente o no. El verdadero Hogar es vivir la vida sencilla, sin darle tantas vueltas a la cabeza, incluso si éstas son existenciales.

Dicen… que el opuesto del Amor es el miedo. En ese caso, ¿cualquier emoción que etiquetamos como negativa también lo es, ya que cuando sentimos ira, tristeza, rabia, odio, cobardía, culpa, frustración o soledad…no estamos sintiendo en ese momento Amor? ¿No es el miedo fruto de la ignorancia y ésta del olvido? ¿Puede el Amor tener un opuesto si el amor lo ama todo? 

No creo que el opuesto del miedo sea el amor. El opuesto del miedo, para mí, es la confianza. Todas las emociones vienen del amor, vienen a ser vistas. Las emociones no son más que hijitos del pensamiento. Desde el amor (que acontece sin identificación del pensamiento), cualquier emoción puede ser abrazada. De hecho, es lo que sucede de manera natural. A la que te desidentificas del pensamiento, la emoción se disipa y deja paso al amor.

¿Qué es para ti la Iluminación? ¿Es una creencia más para no aceptarnos tal y como ya somos y seguir “buscando”, huyendo del Aquí y Ahora, para encontrar un “estado de ser” mejor al que ya tenemos? ¿Es compatible vivir el Presente, sentir su perfección, con el “llegar a” (futuro) esa Iluminación, con Regresar al Hogar? 

La iluminación es no sufrir. La iluminación no es un destino, es tu naturaleza. Para muchas personas, la iluminación es otra forma de buscar y de escapar. Sí, exacto, pero eso no es una iluminación real sino una evasión más. Así que no es compatible estar presente con ningún futuro iluminado. La iluminación ya está aquí. En realidad, nunca estás allí. Aunque mentalmente estés allí, sigues estando aquí.

EL CORAZÓN RESPONDE

¿A qué suena el Silencio?

A un ruido acojonante, porque te obliga a conectar con lo que llevamos dentro.

¿A qué huele el Amor?

A jazmín.

¿A qué saben los abrazos?

No sé si saben a algo pero sientan de maravilla.

¿Qué nos cuentan las lágrimas?

De todo. Hay un gran universo detrás de ellas. Aprender a escucharlas es de sabios.

¿Con qué sueña tu Alma?

¿El Alma sueña?

LA CURIOSIDAD RESPONDE

Si fueras…, ¿qué serías?

Un color ⇒ Rojoooooo

Un libro ⇒ Muchos y ninguno a la vez.

Una película ⇒ ‘Bab Aziz’

Un cita/frase ⇒ Todo lo que veo soy yo.

Una canción ⇒ Ufff, taantaaaas… Cualquiera de Cheb Khaled, por ejemplo.

Un súperpoder ⇒ La Videncia.

Un lugar ⇒ ¡¡Marrakech!!

Un animal ⇒ Gataaaa.

Un personaje ⇒ No soy muy mitómana, la verdad. Me gustan los personajes de mujeres como los que hace Almodóvar en sus películas.

Un pensamiento ⇒ Estoy completa.

Un sentimiento o emoción ⇒ Satisfacción.

 

 

https://regresoalhogar.com/2016/05/16/entre-vista-desde-elma-roura/